Murcia: La carrera hacia el infierno

Murcia: La carrera hacia el infierno

Visión cliente, retos pactados, buenas prácticas comerciales y motivación de equipos. Ingredientes con los que es imposible no alcanzar la felicidad plena.

Este es el mundo paralelo en el que vive la Dirección.

Campañas de colocación como sea, retos impuestos, seguimiento de cumplimiento asfixiante y presión desmedida.

La cruel y triste realidad cotidiana.

Si tus números son satisfactorios, no importa. Recibirás el tratamiento de choque de manual: llamadas, links, reuniones y exigencias de mayor producción. Si no lo son, estas en zona de peligro. Serás “gestionado”, ahora de forma más personalizada y “motivadora”. Más llamadas, reportes, planes de mejora, traslados…

¡Y esto yendo bien!
Mucho nos tememos que sólo es el principio

¿Nos acordamos de la figura del “desubicado”? Dícese de aquel profesional que realiza funciones inferiores a su nivel profesional. Llegamos a tener en la empresa hasta 4.000. Aunque corremos el riesgo de que nos digan que prejuzgamos, “algo o mucho de esto, cosas veredes, Sancho”.

El Origen

Pero, ¿dónde está el origen de esta situación?
El inventor del reto aspiracional puso las bases.

Un primer esfuerzo para la meta volante, un segundo esfuerzo para compensar posibles caídas, un tercer esfuerzo para superar el reto aspiracional porque somos tan buenos que nos merecemos más, un cuarto porque la DAN no está en la situación que se merece, un quinto porque el DT no se ve bien reflejado en el ránking. Así hasta la extenuación, hasta que alguien reviente. Concepto perverso el de reto aspiracional donde los haya, pues deja toda previsión institucional en un papel mojado.

Nos preocupa sobremanera la espiral en la que nos movemos. Si saliendo las cifras tenemos todo esto, ¿qué pasará el día que no salgan? Lo estamos comprobando con el nerviosismo evidente por la marcha de la campaña de televisores.

Un caso más de falta de liderazgo y de pérdida de papeles ante la plantilla.

LA CARRERA HACIA EL INFIERNO

¿qué pedimos?

Prescribimos al DT Andalucía Oriental – Murcia que siga su propio tratamiento y que sea ambicioso y, por tanto, aspire a que sus éxitos no se alcen sobre el bienestar personal y familiar de la plantilla.

La DC de Murcia, en escasos meses, ya ha demostrado que cumple el efecto multiplicador que se buscaba, pero en todos los sentidos, pues también multiplica la exigencia, la presión, la ambición, en definitiva, propaga el “virus del circulo perverso” que describimos, con mayor eficacia. Si multiplicas un círculo infernal el resultado puede ser que nos abrasemos todos.

Tanto el DT Andalucía Oriental – Murcia como el DC Murcia
deberían “modular” sus expectativas y ambiciones.

Los números no se resentirán y la plantilla lo agradecerá.

 

Colaboradores del BLOG
Sección Sindical Murcia
Rafael M
Rafael Manresa
Compartir en:

3 comments on “Murcia: La carrera hacia el infiernoAdd yours →

  1. El DT tiene una exigencia descontrolada hacia los empleados que van como pollos sin cabeza. Lo importante para el es la meta volante; la conciliación que más da; si eres un robot no puedes saber de conciliación ni de cosas humanas. En fin compañeros…paciencia

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *